Destino cultural indispensable de las Islas Baleares, Mallorca también seduce por la belleza de su paisaje único. Acantilados, fondos marinos repletos de vida y montañas escarpadas atraen a los viajeros en busca de emociones inolvidables. Algunas actividades multidisciplinarias requieren excelentes condiciones físicas y, a la vez, garantizan experiencias memorables. Para aquellos que desean un subidón de adrenalina antes de embarcar en un crucero por el Mediterráneo, a continuación presentamos las 5 actividades más destacadas que se pueden hacer en Mallorca.

1- Excursiones marítimas

Si los cruceristas optan por la oferta del barco Costa Victoria desde Mallorca, las excursiones programadas en la ciudad de Palma de Mallorca son una excelente manera de descubrir las numerosas joyas naturales que posee la isla antes del crucero. Las excursiones marítimas son las preferidas por los turistas. Sin duda resultan perfectas para disfrutar, desde varios puntos de vista, los paisajes mallorquines. Estas excursiones por mar también brindan la oportunidad de nadar en lugares de difícil acceso o, simplemente, inaccesibles a pie o en coche.

Los recorridos por mar permiten, además, practicar diversas actividades como el buceo con tubo o buceo con botella. El snorkeling es ideal para explorar calas secretas o para acercarse a los delfines. Para explorar el fondo marino de Mallorca, la mayoría de los visitantes se embarcan en uno de los catamaranes que zarpan, por ejemplo, del puerto de Palma de Mallorca, capital mallorquina situada en la costa occidental de la isla.

2- Bicicleta de montaña

Muchos aficionados al ciclismo de montaña recorren los cientos de kilómetros de senderos que recorren la hermosa montaña y el campo de Mallorca. Quienes están interesados en esta actividad, pueden alquilar o comprar una bicicleta en alguna de las tiendas ubicadas en la isla. También es posible llevar su propia bicicleta de montaña. Es imprescindible asegurarse de que esté equipada con frenos de disco, esenciales para la seguridad, y suspensiones delanteras y traseras para disfrutar de mayor comodidad durante la aventura.

La isla cuenta con numerosos senderos sinuosos que, durante años, atraen a los entusiastas del ciclismo de montaña. Los ciclistas profesionales también acuden a entrenar en estos paisajes escarpados, especialmente en la Sierra de Tramontana, en el noroeste de Mallorca.

3- Escalada

Con su terreno escarpado, Mallorca es el lugar perfecto para practicar la escalada. La isla tiene rutas para todos los niveles, es posible escalar paredes de 250 metros de altura y realizar trazados largos de más de 450 metros. Los escaladores más experimentados encontrarán lo que buscan, pero los novatos también. En esta aventura, los escaladores principiantes estarán acompañados por profesionales de la escalada.

Los más osados y los que no temen mojarse pueden decantarse por practicar “deep-water soloing”. Esta variante de la escalada deportiva, más conocida como psicobloc, consiste en escalar acantilados de piedra caliza de la isla con la única seguridad de que el Mar Mediterráneo está debajo. Esta actividad básicamente combina tres disciplinas: escalada, salto de acantilado y natación. “Deep-water soloing” es uno de los deportes extremos más populares en Mallorca y, sin duda, atrae a gran cantidad de buscadores de emociones fuertes. Muchos turistas, especialmente grupos de intrépidos jóvenes, lo ven como una excelente manera de escapar del calor del verano.

4- Barranquismo

Dejarse llevar por la corriente de algunos ríos, deslizarse por las rocas en las cascadas y saltar desde altos salientes o, incluso, hacer rappel en el río son formas magníficas de disfrutar del barranquismo (canyoning). Para practicar esta actividad es necesario llevar un traje de neopreno y botas especiales. Acompañados por un guía, los intrépidos aventureros recorrerán los torrentes de la Sierra de Tramontana, donde se encuentran gargantas de fama internacional como, por ejemplo, Sa Fosca o Gorg Blau. Los saltos son opcionales. Además el guía, en función del nivel de cada participante, aconsejará si deben hacerlo o no.

5- Coasteering

Esta actividad llega del otro lado del Canal de la Mancha y se conoce también como “cañón costero” pues una de sus particularidades es que avanzar a lo largo de las costas rocosas. El Coasteering requiere una excelente forma física ya que combina varias disciplinas al mismo tiempo. Para explorar los paisajes costeros de Mallorca a través de esta actividad hay que nadar, hacer senderismo, rappel, saltos al mar desde distintas alturas, recorridos por cuevas marinas o terrestres, psicobloc,…

Para la práctica de esta actividad es necesario utilizar un equipo específico, tanto por comodidad como por temas de seguridad, incluyendo casco, traje de neopreno y calzado deportivo especial. A igual que ocurre con el barranquismo, esta actividad se realiza en compañía de un guía-instructor.